A vivir el rock en Lollapalooza

Desde el 2011 que los chilenos podemos disfrutar de nuestros artistas favoritos sin movernos de Santiago. Por séptimo año se realiza el exitoso festival estadounidense de rock Lollapalooza en la capital chilena el próximo fin de semana 16, 17 y 18 de marzo.

Este 2018 llegarán hasta el Parque O´Higgins 100 artistas de la altura de Pearl Jam, Brandon Flowers, David Byrne, The National, Sinergia, Pedro Piedra, y muchos más.

Pero como casi todo en la vida, no es gratis. Y como en Fintonic nos preocupamos por tus finanzas y el cuidado de tu billetera especialmente en este comienzo de año, te queremos dar algunos datos por si aún no has comprado tu entrada o para que comiences desde ya a planificarte para la próxima versión.

Pre venta y venta de entradas

Si realmente quieres ir al festival, lo principal es comprar la entrada cuanto antes. La opción más barata de conseguirla es en la primera pre venta que en este caso se realizó en agosto del año pasado. Esta compra será a costa de no conocer qué artistas vendrán al evento.

Cuando esta información ya está, lo que se conoce como el “Line up”, casi seis meses antes del festival, se hace una nueva preventa en la que el precio de las entradas sube, pero todavía es más barato que los días o mes previo. Por ejemplo, si compras la entrada por un día cuatro meses antes del evento, ésta te cuesta alrededor de 112 mil pesos, mientras que a una semana del evento, la misma entrada cuesta 123 mil.

Pero no te asustes que para todas siempre habrá algún descuento dependiendo de los patrocinadores del festival. En esta ocasión si eres cliente VTR o del banco Itaú, accedes a un 20% de descuento en el ticket general y en el Premium.

Una vez tengas tu entrada, te recomendamos que ahorres tiempo y retires tu pulsera en el local que se dispone para esto con anticipación. Es probable que el mismo día del Lollapalooza la entrega de pulseras demore un buen rato.

Cómo llegar y qué comer

Si tienes entrada para ir un día o los tres, tendrás que preocuparte de lo que comerás esos días. El evento cuenta con un patio de comida en cinco sectores y una oferta de más de 50 locales para elegir la comida que quieras ya que se prohíbe el ingreso de alimentos y sólo puedes entrar una botella de agua de medio litro cerrada, la que podrás rellenar luego, adentro del recinto.

Si vas en auto, el tema del estacionamiento es importante tenerlo en cuenta. El Club Hípico será el lugar para dejar los autos esta vez. Para esto deberías llegar con anticipación. Y como siempre, el metro es una de las alternativas más eficientes aunque un poco incómodas por la gran cantidad de personas, pero en ambiente de festival todo es buena onda.

Un lugar especial para los niños

Si tienes hijos, ir con ellos no será un problema en Lollapalooza. Habrá un espacio especial, Kidzapalooza, dedicado a los menores de 10 años donde estarán muy entretenidos pintando, oyendo cuentos, bailando e incluso podrán disfrutar del circo. Lo mejor es que la entrada de los niños es gratis. Solo deberán ingresar en compañía de un adulto que tenga su pulsera.

Disfruta del rock cuidando el medio ambiente

Este año, Lollapalooza también buscará crear conciencia sobre el cuidado del medio ambiente a través de su campaña de reforestación “Espíritu Verde”. También cuenta con un sello de uso de eficiencia energética (EE) y un programa de reciclaje (Rock and Recycle).  

Y como siempre a disfrutar relajado de un fin de semana de rock porque ya sabes que quien se encargará de cuidar tus cuentas será Fintonic.

¿Que piensas?